Arriba

IP | Iluminando con protección

1.67k

Siempre es importante contar con la protección adecuada en el momento correcto y la iluminación no es la excepción.

Trabajar con lámparas y luminarios implica dos factores de riesgo muy importantes: electricidad y carga térmica.

Por eso es importante hacer una elección correcta de los equipos que se especifican para cada espacio. No es lo mismo un luminario para interiores que uno para intemperie; ni tampoco es lo mismo uno para empotrar en plafón que uno empotrado en piso con el que el usuario podrá tener contacto físico directo.

Por esta razón existen varios estándares para medir el grado de protección que tiene un luminario en función del riesgo que puede existir, ya sea para los usuarios, las instalaciones o los equipos electrónicos. En este caso trataremos sobre el grado de protección IP, publicado por la Comision Internacional de Electrónica (IEC por sus siglas en inglés) en su documento IEC 60529 sobre la protección que los equipos electrónicos deben ofrecer a sus componentes contra distintos agentes sólidos y líquidos.

Agua

Cuando se trata de leer un catálogo profesional de iluminación encontramos que para cada luminario se indica un par de números junto a las letras “IP” (Índice de Protección). Su lectura es muy sencilla: el primer dígito indica el grado de protección contra sólidos y el segundo, contra líquidos.

Para el primer dígito, el de los sólidos, la escala va del 0 al 6. En donde el 0 indica que el grado de protección es nulo y conforme el número incrementa, especifica protección contra sólidos de menores dimensiones. El otro extremo de esta escala es el 6, que indica una fuerte protección contra el polvo.

El valor del segundo dígito indica el grado de protección que el luminario tiene contra líquidos en una escala que va del 0 al 8. El 0 indica que el agua puede tener contacto directo con componentes del luminario pues no hay ninguna protección. El valor aumenta indicando las distintas formas en las que los líquidos pueden tener contacto con el equipo sin dañarlo. El último dígito es el 8, que indica que el luminario puede sumergirse sin riesgo de filtraciones.

Aquí dejamos una tabla que menciona las características para cada valor:

IP tabla

 

Elegir equipos con la protección adecuada ayuda a cuidar la instalación eléctrica, evitar gastos excesivos, y en casos extremos, evitar descargas eléctricas y lesiones al usuario. Así es que si vas a iluminar, recuerda siempre hacerlo con protección.

Fuente de imagen:Broken Bulb 2. Sylvain Moreau© CC – (PandamauT en Flickr.com) 2014Waterdrop impact shot… Harold de Smet© CC – (H de Smet en Flickr.com) 2010
Acerca del autor /

Lightroom es una plataforma digital enfocada en la difusión y promoción la cultura de la luz y la actualidad del mundo de la iluminación.

Deja tu comentario